martes, 25 de julio de 2017

Película: La Bella y la Bestia.

Añadir leyenda
Director: Bill Condon
Música compuesta por: Alan Menken
Sinopsis:
Una joven soñadora y romántica llamada Bella (Emma Watson) vive en una pequeña aldea junto a su padre, un inventor de artilugios, al que algunos consideran un anciano demente. Un día, su padre viaja a una feria para exponer sus inventos, pero se pierde en el camino y acaba en un viejo y misterioso castillo. Buscando cobijo y un lugar donde pasar la noche, el padre de Bella descubre que el señor de ese castillo es una horrible Bestia (Dan Stevens). Cuando se percata de su presencia, la Bestia le deja encerrado entre rejas. 
Bella, preocupada por su anciano padre, no duda ni un instante en salir en su busca. Cuando encuentra el castillo, Bella decide hacer un intercambio, y quedarse encerrada a cambio de la libertad del anciano. Durante su estancia, la protagonista conocerá a una serie de peculiares personajes que harán que se sienta mucho más cómoda. Además, poco a poco, irá conociendo la Bestia, y se dará cuenta de que, en su interior, hay un gran corazón. La joven se enamora de él, deshaciendo así el antiguo hechizo de la rosa...




La Bella y la Bestia es una historia que todos conocemos, seamos pequeños o ya más grandes sabemos de qué se trata. Si no vimos la famosa película de 1991 de Disney, leímos algún libro que nos contaba de qué iba la relación entre estos dos personajes tan famosos y particulares. 
Imposible no haber visto esta nueva adaptación de la película sin un dejo de nostalgia. Admito que me cansé de ver los dibujitos de Bella y Bestia cuando era chica. No fue tan simple como es ahora. Había que poner la película en formato VHS en el aparato que la reproducía y una vez que terminaba, ¡la tenía que rebobinar! Así que, desde el momento en que me enteré que iban a hacer un “Live-Action” de esta historia, no pude esperar a verla. Tal fue así que tuve que ir dos veces al cine. Seguro que a esta altura, ya todos la vieron...
Les recomiendo que si no lo hicieron, la vean en Inglés, a lo sumo subtitulada. Mi primer experiencia fue “doblada” y no podía quedarme con solo esa impresión. Fue un gran acierto verla en inglés. Más aún por la tonada inglesa de los personajes que los hace aún más lindos e irresistibles.
Esta nueva película, dirigida por Bill Condon y protagonizada por Emma Watson y Dan Stevens es mucho más que una nueva versión de “carne y hueso”. Es un viaje con grandes efectos visuales, con las canciones clásicas del film y con algunas nuevas que no pasan desapercibidas. 
En cuanto a las canciones que no conocíamos y a las nuevas versiones, puedo decir que fue en donde se destaca el film por sobre todas las cosas. Las clásicas fueron “retocadas” pero sin perder la esencia de cada una de ellas, y las nuevas sirven para completar el deleite auditivo de esta nueva adaptación. Auditivo, claro ¡y visual! porque las coreografías se llevan un punto extra por lo bellas y armónicas. 
En cuanto a los personajes, ¿qué les voy a contar? Están todos los que ya conocemos. Bella, Gastón, Bestia, La sra. Potts. Chip, el papá de Bella, Din Don, Lumiere, Lefou, Babbette, Madame Gerderobe, entre otros… 
Dato: Algo que se puede ver en la versión 2017 es que se conocen las “caras” de los personajes antes de que el hechizo que derrama la bruja sobre ellos tenga efecto, y también, llegamos a conocer un poco más de la historia de la mamá de Bella. No spoileo más, muajajaja.
Algo para destacar, es que el director, por primera vez en la historia de Disney, declaró que el personaje de Lefou era abiertamente gay. Así que, esto marca un hito en la historia de la marca, al tener a su primer personaje homosexual.
Emma Watson, como la adorable y tierna Bella estuvo bien, pero creo que podría haber estado un poco mejor. A lo mejor es mi manera de verla, que no puedo dejar de pensar en que es Hermione Granger, que no me deja ver a Bella en ella, pero estuvo bien. 
Dan Stevens como la Bestia logró enamorarme por completo. ¡Qué voz! No puedo dejar de decir eso. Canta desde una de las torres del castillo la canción: “Evermore” que es una de mis favoritas, admito que me obsesioné por un momento y no podía parar de escucharla. Es una de esas “inéditas”que les nombré antes. Y es, sin dudas, la mejor incorporación que podrían haber hecho.
La dupla Luke Evans (Gastón) y Josh Gad (Lefou) tiene una química que supera todo lo imaginable. Logran ser un dúo inolvidable que va a hacerlos reír cada vez que puedan. 
En cuanto a esta versión, con respecto a la de 1991, voy a decir que ha sido lo más fiel posible, claro que semejante clásico no es sencillo de superar. Convengamos que no lo logra, pero la hace bastante justicia, sobre todo a la mítica escena del baile en el salón del castillo que tiene todo lo que le podíamos pedir a Disney en su versión animada. Creo que esta adaptación no lograron transmitir la misma “gracia” que tenía aquella Bella y lo memorable de la escena. 
En definitiva, la nueva adaptación cinematográfica del clásico de Disney “La Bella y la Bestia” es una combinación perfecta entre el presente y el pasado. Con cosas que se conservaron, con algunas que se agregaron y con ciertos datos que nos ayudaron a darle más sentido a esta historia que logra llegarnos a lo más profundo de nuestros corazones, tengamos la edad que sea. 






0 comentarios :

Publicar un comentario

¡Tus comentarios son importantes para el blog!
No te vayas sin dejar tu huellita :)